La vida es extraña

Mi "bar de la esquina" se llama La Bodega de Aurelio. En él, Aurelio imparte lecciones magistrales de filosofía vital parapetado tras la barra, con su sempiterno mandil que alguna vez aspiró a ser blanco, y su rota vozarrón cazallera rota de noches mal trasnochadas. No hace mucho que me decía muy serio, mientras entrecerraba... Leer más →

Anuncios

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑