Quiero ser un ficus

El otro día quedé para comer con un viejo amigo, Iñaki Martín. El bueno de Iñaki, todo lo que tiene de gran profesional se queda corto comparado con la excelente persona que esconde tras su cara de niño incapaz de romper un plato. Si en este país, te dieran un premio por darle al coco -... Leer más →

Anuncios

Reinvéntate y verás mundo, majete

Me encanta lo esotérico que se está volviendo últimamente el mundillo del management. Desde luego, estos señores cuando les da por ponerse estupendos, no hay kaiku que se les resista. Y es que tienen salida para todo. ¿Alguna vez has visto anuncio en el que se vende piso con muchas posibilidades, muy luminoso, ideal para... Leer más →

Vivimos porque soñamos

Cuando niños, solemos soñar con que algún día ficharemos por el club de fútbol de nuestros amores, con que esa niña de coletas o el chaval de la melena rubia - los mas populares del colegio - terminarán siendo nuestros novios, que nos convertiremos en estrellas de cine o que tendremos un caballo blanco que... Leer más →

El valor del respeto ajeno

De chaval le daba mucho al baloncesto, una auténtica pasión que los años no han sido capaces de apagar, pese a que nunca se me diera demasiado bien. Por entonces, ser uno de los más altos del equipo era mérito suficiente para jugar de titular en las Ligas Escolares. De hecho, fui titular en casi todos... Leer más →

La vida es extraña

Mi "bar de la esquina" se llama La Bodega de Aurelio. En él, Aurelio imparte lecciones magistrales de filosofía vital parapetado tras la barra, con su sempiterno mandil que alguna vez aspiró a ser blanco, y su rota vozarrón cazallera rota de noches mal trasnochadas. No hace mucho que me decía muy serio, mientras entrecerraba... Leer más →

Mi vida como gordo

Los que me conocen personalmente, saben de sobra de lo que hablamos. Para los que no, creo que bastaría con contaros que hace mas o menos un año pesaba 56 kilos más de los que peso hoy en día. Sin ir mas lejos, he pertenecido a la categoría de "gordo" durante todos y cada uno... Leer más →

Supervivencia Zen

Hoy quiero compartir con vosotros un consejo que hace poco me dio alguien que sabe más que yo de esa cosa extraña que es vivir: "En esta vida todo tiene un precio, tanto lo que hacemos como lo que dejamos de hacer. Al final, todo se resume a determinar el impacto de unas y otras... Leer más →

Detener el tiempo

Querida Sandra Hoy es tu cumpleaños y, probablemente, a estas alturas ya habrás agotado la paciencia de todos los adultos de casa mientras andas sembrando el terror por los pasillos con tus nuevas muñecas y esparciendo papeles de embalaje, gritos y alboroto a tu paso. Al fin y al cabo, ocho años no se cumplen... Leer más →

Volver

Partir es como morir un poco. Así reza el dicho popular. Sin embargo, la partida siempre es más dura para el que queda que para quien se marcha. Quien se queda debe aprender a convivir con la ausencia, con el hueco que deja quien nos ha abandonado. Cuánto más intenso sea lo que nos une... Leer más →

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑