Enola Gay. Un nombre para la infamia

El 6 de agosto de hace 69 años, un bombardero B-29 de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos pilotado por el Coronel Paul Tibbets y bautizado con el nombre de Enola Gay, dejaba caer la primera bomba atómica jamás usada en conflicto bélico sobre la ciudad japonesa de Hiroshima. Como consecuencia, 120.000 inocentes murieron y más de 300.000 resultaron gravemente heridos.

Anuncios

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑